Os presentamos un caso verídico, acerca de una persona que eligió convertirse en vegetariana. Leela, te sorprenderá.

Hace más de un año tomé la decisión de ser vegetariana.

Después de leer decenas de artículos y varios libros, me decidí a probarlo por mí misma. Hoy puedo afirmar los beneficios del cambio. Inmediatamente después de cambiar me di cuenta de un aumento en mis niveles de energía y claridad mental. Estos efectos a corto plazo, junto con el conocimiento de que mi salud mejoraría aun mas y que estaría contribuyendo a cuidar el medio ambiente y que este podría seguir beneficiándose de mi decisión me permitió seguir con ella.

En todos los aspectos en los que debía considerar mi conversión, me mostraba que tendría mucho éxito. Nunca me antoje de comer carne porque pude aprender a disfrutar de una dieta con mucha variedad y sabor. De todos los hábitos que he cambiado conscientemente, este es probablemente uno de los más grandes y uno de los más exitosos. Teniendo en cuenta la eliminación de un grupo de alimentos de su dieta, puede que le resulte un poco intimidante para un herbívoro prospectivo, voy a detallar algunos de las cosas que hice para que lograr el éxito.

Informar a los demás
Si usted está comprometido a hacer un cambio, las personas que están a su alrededor deben ser consciente de ello. Su familia y con quienes come con regularidad, deben saber acerca de su decisión de no comer carne. Tal vez crea que ha podido cambiar otros hábitos sin informar a los demás, sin embargo convertirse en un vegetariano es lo suficientemente grande, por ello es que probablemente debería mencionar a la gente que ha elegido una manera diferente de comer.

Pero no espere que la gente a su alrededor que no son vegetarianos, estén particularmente de acuerdo. Mi familia imagino que dejaría muy pronto esta idea y realmente no podían entender por qué me gustaría hacer ese cambio. El propósito de informar a la gente que lo rodea es para que tengan conocimiento de su decisión, no para formar una sección de porristas.

Hice mi interruptor por razones de salud y del medio ambiente, pero muchas personas eligen cambiar por razones éticas. Si este es su caso, no va a ganar adeptos por ser intrusivo o exigirse con sus decisiones personales. Puede que sea su elección, pero no la de todo el mundo, por lo que educadamente siempre debe informar a la gente a su alrededor, pero no esperes convertirlos. Incluso si usted está esperando que otras personas hagan un cambio, sus acciones hablan más fuerte que las palabras.

Pruebe nuevos alimentos
Una dieta vegetariana tiene el potencial de ser increíblemente variada y satisfactoria, pero si su propósito es simplemente cortar toda la carne y no ampliar su dieta probablemente será bastante aburrido. Cuando hice el cambio me fui a la tienda de comestibles y encontré toneladas de diferentes opciones de comidas sin carne. Con diferentes opciones de cocinar las verduras y cereales y añadiendo nuevos alimentos a la dieta, es probable que tengas muchas más opciones de las que puedes manejar.

Se paciente al probar nuevos alimentos. Aproximadamente un tercio de los alimentos que he probado han resultado tener un sabor horrible y otro tercio me llevó varios intentos en la cocina antes de llegar a algo comestible. Busca recetas y consejos para preparar platos ricos de gran sabor. La creación de una dieta nueva toma tiempo y requiere paciencia, pero una vez que ha llenado su repertorio con opciones basadas en plantas y te acostumbres a ello, probablemente ni siquiera notarás la diferencia.

Que sea un hábito
Hay un sistema que te ayudara en su decisión de ser vegetariano: crear el hábito. Los 30 días de prueba te ayudarán a saber si verdaderamente puede ser vegetariano, pero, eso sí, debes realizar el programa durante todo un mes. Aunque la prueba inicial puede ser algo difícil, el hábito te llevará a un punto en el que te resultará más difícil no ser vegetariano que serlo. Deberás tener en cuenta los principios del condicionamiento, el apalancamiento, la sustitución y la experimentación, principios que te contaremos en futuros artículos.

¡Ánimo! Es una decisión que puede cambiar tu vida. ¿Estas preparado para probar como hice yo?

 

Sobre El Autor

Koana Yoga & Spa